VIA CRUCIS CATEQUESIS CONFIRMACIÓN

 

PRESENTACIÓN.

 

En esta cuarta semana, nos acercamos para acompañar a Jesús en el camino de la Cruz junto a una representación del grupo de confirmación Parroquial y del de Postconfirmación.

 

Encomendaremos así, todas las necesidades que ellas nos quieren presentar y veremos así cuales son las inquietudes de la juventud en este Año en el que estamos trabajando la Sinodalidad.

 

Hasi gaitezen Jesuseri esanez hemen gaudela Berarekin, eta bidea Berarekin egin nahi dugula.

 

PRIMERA ESTACIÓN: JESÚS ES CONDENADO A MUERTE

-Te adoramos, Oh Cristo, y te bendecimos. -R/ Que por tu Santa Cruz redimiste al mundo.

 

Lector 1.

Jesús gurutzean hiltzera kondenatua da era bidegabezkoan.

 

Lector 2.

Muchas veces acusamos a alguien injustamente. Decimos que nos robó un lápiz, dinero, la merienda… y después nos damos cuenta de que no es así. A veces incluso lo decimos por decir.

 

Oración.

Ayúdanos Jesús a pedir disculpas a esas personas que con acusarlos injustamente hemos herido sus sentimientos. Tú que vives y reinas por los siglos de los siglos. Amén.

-Señor, pequé. -R/ Ten piedad y misericordia de mí.

 

SEGUNDA ESTACIÓN: JESÚS CON LA CRUZ A CUESTAS

-Te adoramos, Oh Cristo, y te bendecimos. -R/ Que por tu Santa Cruz redimiste al mundo.

 

Lector 1.

Jesús es obligado a cargar con la Cruz en la que iba a morir. La Cruz representa el peso de todas nuestras cruces.

 

Lector 2.

Jesús al llevar una cruz pesada, nos enseña que muchas veces tenemos que llevar situaciones difíciles en nuestro corazón. Algunas veces vamos al Colegio o al instituto, al grupo de confirmación y traemos muchos problemas de casa y lo pagamos con el que está al lado.

 

Oración.

Jesús lagundu eiguzu gure arazoak erreztasunez beti eroaten. Señor Jesús, ayúdanos a llevar nuestros problemas con facilidad, Tú que vives y reinas por los siglos de los siglos. Amén.

-Señor, pequé. -R/ Ten piedad y misericordia de mí.

 

TERCERA ESTACIÓN: JESÚS CAE POR PRIMERA VEZ

-Te adoramos, Oh Cristo, y te bendecimos. -R/ Que por tu Santa Cruz redimiste al mundo.

 

Lector 1.

Gurutzearen pisua jasanezina da. Jesús cae agotado.

 

Lector 2.

Así como Jesús cayó al suelo la primera vez, muchos de nosotros a veces nos equivocamos y cometemos errores, pero lo importante es levantarnos y tratar de no volver a cometerlos. A veces hacemos sentir mal a un compañero, copiamos en un examen, falsificamos la firma de aita o ama…

 

Oración.

Jesús perdónanos y ayúdanos a levantarnos de nuestros errores. Tú que vives y reinas por los siglos de los siglos. Amén.

-Señor, pequé. -R/ Ten piedad y misericordia de mí.

 

CUARTA ESTACIÓN: JESÚS SE ENCUENTRA CON SU MADRE

-Te adoramos, Oh Cristo, y te bendecimos. -R/ Que por tu Santa Cruz redimiste al mundo.

 

Lector 1.

La aparición de la madre de Jesús en su camino a la cruz fue de gran consuelo.

 

Lector 2.

Era honetan Jesusek azaltzen digu zein garrantzitsuak diren gure amak gure bizitzetan, eta beti baloratu behar diegula beti maitatzen eta osatzen gaituztela.

 

Oración.

Pedimos perdón a Jesús por no saber valorar el esfuerzo de nuestras madres y el valor que esconde su cruz. Tú que vives y reinas por los siglos de los siglos. Amén.

-Señor, pequé. -R/ Ten piedad y misericordia de mí.

 

QUINTA ESTACIÓN: EL CIRINEO AYUDA A JESÚS A LLEVAR LA CRUZ

-Te adoramos, Oh Cristo, y te bendecimos. -R/ Que por tu Santa Cruz redimiste al mundo.

 

Lector 1.

Al caer Jesús con la Cruz, le piden a Simón de Cirene que le ayude, a lo que él accede viendo como Jesús sufre por el peso de la Cruz.

 

Lector 2.

De esta forma nos enseña Jesús que muchas veces tenemos que reconocer que no todo lo sabemos y que necesitamos la ayuda de los demás.

 

Oración.

Jesús, enséñanos a dejarnos ayudar, haz que sepamos comprender al que trata de enseñarnos, a los que tratan de que nos desarrollemos y evolucionemos no sólo físicamente sino intelectualmente: en la familia, en el Colegio, en el Instituto, en la Parroquia, en las actividades extraescolares… Tú que vives y reinas por los siglos de los siglos. Amén.

-Señor, pequé. -R/ Ten piedad y misericordia de mí.

 

SEXTA ESTACIÓN: LA VERÓNICA ENJUGA EL ROSTRO DE JESÚS

-Te adoramos, Oh Cristo, y te bendecimos. -R/ Que por tu Santa Cruz redimiste al mundo.

 

Lector 1.

Verónica deitzen den emakume bat, Jesúsen aurpegia garbitzen du maitasun, laztantasun eta gupida osoz.

 

Lector 2.

Jesús nos está demostrando que aunque este camino sea horrible, en el camino, por duro que sea siempre hay amigos: están ama y aita, está el amigo que nos ayuda como Simón de Cirene, la amiga que guarda para siempre nuestro gran recuerdo como la Verónica…

 

Oración.

Gracias Jesús porque hay muchas personas con buenos sentimientos y que nos ayudan cuando más lo necesitamos. Bendícelos Jesús y protégelos. Tú que vives y reinas por los siglos de los siglos. Amén.

-Señor, pequé. -R/ Ten piedad y misericordia de mí.

 

SÉPTIMA ESTACIÓN: JESÚS CAE POR SEGUNDA VEZ

-Te adoramos, Oh Cristo, y te bendecimos. -R/ Que por tu Santa Cruz redimiste al mundo.

 

Lector 1.

A pesar de la ayuda recibida, Jesús vuelve a caer por segunda vez.

 

Lector 2.

Que nunca nos cansemos de brindar oportunidades a las personas que están a nuestro alrededor y que no juzguemos a nadie porque nos parezca pijo, porque esté gordo, porque no sepa hablar bien, porque sea muy grande, o porque sea muy pequeño, porque saque buenas notas, o las saque malas.

 

Oración.

Jesús, estás en la Cruz por nuestras faltas de respeto, tienes demasiado peso y vuelves a caer. Ayúdanos a levantarnos, ayúdanos a pensar en igualdad. Tú que vives y reinas por los siglos de los siglos. Amén.

-Señor, pequé. -R/ Ten piedad y misericordia de mí.

 

OCTAVA ESTACIÓN: JESÚS CONSUELA A LAS MUJERES DE JERUSALÉN

-Te adoramos, Oh Cristo, y te bendecimos. -R/ Que por tu Santa Cruz redimiste al mundo.

 

Lector 1.

Encima de estar sufriendo, Jesús tiene unas palabras de cariño y consuelo para las mujeres que le ven pasar.

 

Lector 2.

Nahiz eta asko sufritu, beti daukagu zeozer besteei eskaintzeko. Ez dago inor hain pobre ezer ez emateko.

 

Oración.

Gracias Jesús, por enseñarnos que a pesar de nuestros problemas, podemos también ayudar a los otros con palabras y sonrisas. Tú que vives y reinas por los siglos de los siglos. Amén.

-Señor, pequé. -R/ Ten piedad y misericordia de mí.

 

NOVENA ESTACIÓN: JESÚS CAE POR TERCERA VEZ

-Te adoramos, Oh Cristo, y te bendecimos. -R/ Que por tu Santa Cruz redimiste al mundo.

 

Lector 1.

Berriro ere Jesusi indarrak amaitzen zaizkio bere gurutzearekin jarraitzeko, eta berriro ere, hirugarren aldiz jauzten da.

 

Lector 2.

Muchas personas caen en las drogas, caen en el alcoholismo, caen en los vicios porque no encuentran manos amigas, generosas y palabras de aliento que los aconsejen.

 

Oración.

Jesús ayúdanos a aconsejar a nuestros compañeros y compañeras de la mejor forma posible, ilumínanos para ayudarles con mucho cariño y amor. Tú que vives y reinas por los siglos de los siglos. Amén.

-Señor, pequé. -R/ Ten piedad y misericordia de mí.

 

DÉCIMA ESTACIÓN: JESÚS ES DESPOJADO DE SUS VESTIDURAS

-Te adoramos, Oh Cristo, y te bendecimos. -R/ Que por tu Santa Cruz redimiste al mundo.

 

Lector 1.

Jesús sufre en su dignidad al ser despojado de su vestido.

 

Lector 2.

 

Seguraski horrela sentitzen dira gure kide askok beraien gauzak kentzen diegunean, izkutatzen ditugunean edota gauzak bere jabe dutela errespetatzen ez dugunean.

 

Oración.

Señor Jesús que no tengamos nada que ver con la tristeza de ninguno de nuestros compañeros y compañeras, sino más bien, que yo pueda compartir mis cosas con los más necesitados. Tú que vives y reinas por los siglos de los siglos. Amén.

-Señor, pequé. -R/ Ten piedad y misericordia de mí.

 

UNDÉCIMA ESTACIÓN: JESÚS ES CLAVADO EN LA CRUZ

-Te adoramos, Oh Cristo, y te bendecimos. -R/ Que por tu Santa Cruz redimiste al mundo.

 

Lector 1.

Crucifican a Jesús injustamente, lo maltratan como a un malhechor.

 

Lector 2.

Clavamos a Jesús cada vez que nos peleamos, insultamos, ponemos apodos, nos pegamos… Se nos olvida que Jesús está dentro de nuestros compañeros y compañeras y si les maltrato, lo haré también con Jesús que está dentro de ellos.

 

Oración.

Jesús, mándanos ayuda desde la Cruz para que sepamos valorar a cada uno de los Hermanos que tenemos alrededor, y que sepamos entender que su vida tiene el mismo valor que la propia nuestra. Tú que vives y reinas por los siglos de los siglos. Amén.

-Señor, pequé. -R/ Ten piedad y misericordia de mí.

 

DUODÉCIMA ESTACIÓN: JESÚS MUERE EN LA CRUZ

-Te adoramos, Oh Cristo, y te bendecimos. -R/ Que por tu Santa Cruz redimiste al mundo.

 

Lector 1.

Muere Jesús, un inocente que ha cargado con la Cruz.

 

Lector 2.

Muchas veces perdemos la esperanza y la felicidad por los problemas que tenemos a nuestro alrededor: porque las personas adultas no nos respetan, por malos tratos que reciben algunas mujeres, por las separaciones en nuestras familias, por el bulling en el colegio…

 

Oración.

Jesús, ayúdanos para que nuestra alegría, nuestra esperanza, y nuestra sonrisa de jóvenes nunca se acabe. Y que aprendamos a ser felices, como lo fuiste tú, rodeado de amigos que nos quieren y nos cuidan mucho. Tú que vives y reinas por los siglos de los siglos. Amén.

-Señor, pequé. -R/ Ten piedad y misericordia de mí.

 

DECIMOTERCERA ESTACIÓN: JESÚS ES BAJADO DE LA CRUZ Y ENTREGADO A SU MADRE

-Te adoramos, Oh Cristo, y te bendecimos. -R/ Que por tu Santa Cruz redimiste al mundo.

 

Lector 1.

María, bere Semearen bizitzan lagundu egin zuena, hil zen momentuan ere berarekin dago bere gorputza jasotzen.

 

Lector 2.

Algunas veces hay muchas personas en el colegio, en la parroquia, en el futbol, en inglés… que nos quieren ayudar y colaborar con nosotros.

 

Oración.

Por todas esas personas, gracias Señor! Bendice a nuestros maestros, a nuestras catequistas, a nuestros entrenadores, a nuestros monitores… a todas las personas que trabajan para ayudarnos a ser mejores cada día, y están dispuestos siempre a ayudarnos. Tú que vives y reinas por los siglos de los siglos. Amén.

-Señor, pequé. -R/ Ten piedad y misericordia de mí.

 

DECIMOCUARTA ESTACIÓN: JESÚS ES PUESTO EN EL SEPULCRO

-Te adoramos, Oh Cristo, y te bendecimos. -R/ Que por tu Santa Cruz redimiste al mundo.

 

Lector 1.

Aparentemente, todo ha acabado en el sepulcro. Depositan a Jesús en una tumba prestada, su dueño era José de Arimatea.

 

Lector 2.

Gracias a una buena persona, el cuerpo de Jesús encuentra un lugar donde ser depositado. Hoy en día, muchos son los cuerpos que vemos a través de la televisión, que no tienen donde descansar, vemos como en la guerra, todo es un sinsentido, por las ansias de poder de algunos.

 

Oración.

Jesús bendice a todos nuestros familiares, a los que ya no están con nosotros y están como tú en el sepulcro, a todos los que no tienen quien rece por ellos, a todos los que mueren por la injusticia de las guerras y a todos los que están junto a nosotros intentándonos ayudar para que todo salga bien y podamos vivir en paz. Tú que vives y reinas por los siglos de los siglos. Amén.

 

AL TERCER DÍA JESÚS RESUCITA.

 

Nuestra esperanza se ha cumplido. Cristo al terminar su camino, ha Resucitado. Que con la resurrección de Jesús también resucite el amor en los corazones de muchos jóvenes que tienen antipatía en ellos, que resucite la amistad y la confianza. Jesús, que resucite en nosotros la alegría y la esperanza de que un día vendrás a por cada uno de nosotros para llevarnos a un lugar precioso donde todo es amor. Tú que vives y reinas por los siglos de los siglos. Amén.

 

ORACIÓN FINAL:

 

Señor Jesús, hemos recorrido contigo el camino de la Cruz que ha terminado en el triunfo de la Resurrección. Nos comprometemos a hacer realidad tu proyecto de amor con todas las personas y especialmente poner en práctica tus enseñanzas en nuestras familias, en nuestro Colegio o Instituto y en nuestro entorno. AMÉN.

 

VICTORIA, TU REINARÁS, OH CRUZ, TU NOS SALVARÁS.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar